En este momento estás viendo Empieza a comer esto para una mejor vida, más sana y sustentable

Empieza a comer esto para una mejor vida, más sana y sustentable

Cualquier acción en nuestra vida tiene un costo ecológico

Uno de los primeros posts de Actitud Verde habla precisamente del impacto ambiental de tu dieta. La versión super mega abreviada es que todos deberíamos consumir menos productos animales, y aspirar a ser veganos.

Hoy, la ciencia respalda estas afirmaciones.

Hace poco me encontré con esta nota en la que analizan cuáles son los cambios clave que una persona debe hacer si quiere una vida sana y también sustentable

Para mi, lo más interesante fue la exactitud con la que miden los efectos de la comida en la vida.

Por ejemplo, checa esta cita:

“Comer un hotdog pudiera costarte 36 minutos de vida saludable. En cambio, si eliges comer una porción de nueces, esto te ayudaría a ganar 26 minutos extra de una vida sana”

¿Qué tan loco está eso? 

Ahora mi cerebro me dice que si una porción de nueces son 26 minutos sanos, entonces necesito 56 porciones diarias para ganar un día extra de vida, y asegurar mi inmortalidad… 

No creo que funcione así, pero tampoco hay evidencia que demuestre lo contrario, ¿o si? 

(En serio, no funciona así, y 56 porciones equivale a más de 1.5 kilos de nueces. A diario. No aplica)

Ahhh, pero ¿cómo supieron esto? Esa es la cuestión, a continuación te lo cuento.

Calculando el impacto en la salud

Los grandes magos nunca revelan sus secretos… Pero a los científicos les encanta, y hasta pagan para que se los publiquen.

Así es como el conocimiento avanza, y como yo puedo elegir una nota afortunada para hacerla viral, cada viernes.

En fin, lo que hicieron fue usar un índice adaptado a partir del de la “Carga Mundial de Morbilidad”.

Dicho índice asocia la mortalidad y la morbilidad con una única elección de alimento de un individuo. Eso, combinado con 15 factores de riesgo alimenticios, y otros estimados, hacen la receta mágica que ahora nos permite saber en minutos las mejores comidas para nuestra salud.

Un factor más: Impacto ambiental

Esto fue calculado a parte utilizando el método “IMPACT World”, el cual evalúa el ciclo de vida de los alimentos, y le suma otras estimaciones como el gasto de agua, los daños a la salud humana, y hasta la basura que se espera que genere.

Tomando esto en cuenta, se desarrollaron 18 indicadores ambientales que pueden ser aplicados a nuestra comida.

El semáforo de los alimentos

Combinando los 2 índices (en salud humana e impacto ambiental) el equipo a cargo de la investigación creó un “semáforo de alimentos”, el cual tiene (al igual que un semáforo normal) 3 colores:

Verde

Aquí van las comidas que son buenas para la salud y tienen bajo impacto ambiental. Algunos ejemplos mencionados son:

  • Nueces
  • Frutas
  • Vegetales cultivados en tierra
  • Leguminosas
  • Granos
  • Algunos mariscos

Amarillo

En esta zona se encuentran alimentos que flaquearon en algún sentido, ya sea que dañen a la salud aunque tengan bajo impacto ambiental, o que sean buenos para las personas pero terribles para el ambiente.

Rojo

La zona de peligro. Deberías minimizar el consumo estos alimentos (o mejor, eliminarlos) porque además de que están lastimando al planeta, también te hacen daño a ti.

Los ejemplos mencionados son:

  • Todos los tipos de carne roja
  • Camarón
  • Vegetales cultivados en invernadero

¡Comparte este artículo!