Nueva Zelanda obliga a sus bancos a revelar su impacto ambiental

Nueva Zelanda obliga a sus bancos a revelar su impacto ambiental

¿Sabes cómo el banco usa tú dinero?

Yo nunca me lo había preguntado, hasta que encontré esta noticia.

En el enlace explican que acaba de suceder algo por primera vez en el mundo, y es increíble para la transparencia y el medio ambiente:

Nueva Zelanda va forzar a los bancos a que revelen el impacto ambiental que generan sus inversiones.

Para muchos de nosotros que no estamos muy versados en el mundo de las inversiones bancarias, nos podrá sonar medio abstracto, pero la verdad es algo positivo. Te explico:

  • Las inversiones que los bancos hacen con el dinero que manejan son como una caja negra. Nadie sabe qué impacto generan, solo saben que entra dinero y sale más dinero (si la inversión salió bien).
  • A los bancos en realidad no les preocupa saber este impacto. La mayoría de estas instituciones son felices generando dinero sin preocuparse por el ambiente.
  • A muchas personas nos preocupa el planeta, pero si no sabemos qué daño causan las empresas e instituciones que apoyamos, no hay forma de pedir un cambio.

Y es por este último punto que este tipo de leyes son tan importantes, porque nos ayudan a mejorar la transparencia que las grandes instituciones tienen con el público.

Ahora, recuerda que esta es la primera vez que esto pasa en todo el mundo. Aún tenemos que recorrer un largo camino antes de que se vuelva una práctica estandarizada.

Pero es un gran primer paso, ¿no lo crees?

Nueva Zelanda fueron los primeros… ¿Será que nosotros podremos ser los siguientes?

Veamos que está haciendo bien el país nórdico, para tomar ideas e imitarlos.

Las metas ambientales de Nueva Zelanda

Se fueron recio. 

No son nada modestas los objetivos que este país se ha planteado, pero creo que todos deberíamos ser igual de ambiciosos.

Tal vez así lograríamos un cambio a tiempo.

Mira dos de las metas más grandes que Nueva Zelanda tiene en materia ambiental:

Generar el 100% de su energía a partir de fuentes renovables para 2035

El sueño de todo Ingeniero en Energías Renovables (es decir, del equipo de actitud verde).

Imagina un mundo donde toda la energía que consumas sea producida sin contaminar.

Sales de tu casa a tomar el sol, sientes su calor, y sonríes con satisfacción porque estás rodeado de cientos, ¡miles! De paneles solares haciendo lo mismo que tu.

Pareciera una fantasía, pero si le preguntaras a Nueva Zelanda te diría con mucha seguridad que ese “sueño lejano” no es ni un sueño ni es lejano.

Al contrario, te invitaría a que la visites en 14 años a disfrutar su energía 100% renovable.

Wow, ¿no es eso increíble?

Pero hay más, su otro objetivo es aún más ambicioso.

Ser carbono neutral en 2050

La señora Nueva Zelanda dice que las energías renovables son poca cosa para ella. Que su magnus opus va ser alcanzar la neutralidad de carbono en apenas 29 años.

¿Te parece que suena difícil? A mi no tanto. Mira, compáralo al revés:

Hace 29 años se anunció al público la World Wide Web. Hoy, el internet es un fenómeno que ya casi se integra totalmente en la sociedad. 

Las tecnologías avanzan muy rápido, y confío en que Nueva Zelanda alcanzará su objetivo.

¡Pero esperemos que no sea solo Nueva Zelanda!

México, España, Colombia, Venezuela. Estados Unidos. Canadá. ¡China!

Todos los países deberían aspirar a esta misma meta.

Es más, si todos trabajamos juntos, hay más probabilidades de que lo logremos. Es un ganar-ganar, debemos aplicarnos. 

Ahh, pero ahí está el detalle, ¿no?

Para cumplir este tipo de metas, hace falta hacer cambios grandes, planear, y ejecutar.

Y lamentablemente, muchas veces nos enfocamos más en el presente que en preveer el futuro.

Afortunadamente Nueva Zelanda decidió ser punta de lanza, y abrir el camino para todos.

¡Sigamos su ejemplo!

Leyes y transparencia ambiental

Seamos honestos y honestas.

El trabajo de las compañías, de la mesa directiva, es hacer dinero.

Si en el camino se acaban uno o dos planetas, ni modo.

¡Pero!

Hay una solución a este problema: La legislación.

Nueva Zelanda le está apostando a esto. Claro ejemplo es la noticia que te estoy compartiendo.

En resumen, acaban de proponer nuevas leyes que, de aprobarse, impondrán reportes climáticos obligatorios para bancos, compañías de seguros, y firmas de inversión.

Esto va obligar a estas instituciones a considerar el impacto real que sus inversiones tienen en el cambio climático. 

Además, con esta transparencia mejorada, el público (nosotros) podrá tomar mejores decisiones sobre qué empresas apoyar.

¡Vota con tu dinero!

Nuestra acción individual es importante, pero sería aún mejor si logramos que las industrias y grandes empresas tomen responsabilidad por sus productos.

Ellos tienen el capital y el poder para hacer enormes cambios. 

Así que mientras nosotros procuramos vivir zero waste, las grandes empresas también deben hacer su parte.

¡Espero que te haya gustado esta nota!

Si es así, por favor considera unirte a nuestra lista de correos, donde estaremos mandando nuestras últimas publicaciones, y contenido exclusivo.

¡Hasta el próximo post!

¡Únete a nuestra lista de correos!

Boletín
Obtén los últimos contenidos en tu correo electrónico unas cuantas veces al mes. Se te enviarán actualizaciones y noticias sobre todas las categorías.

¡Comparte este artículo!