En este momento estás viendo Deliciosa receta de pozole vegano – Entra y prueba su delicioso sazón

Deliciosa receta de pozole vegano – Entra y prueba su delicioso sazón

Llegó septiembre, el mes patrio. Para celebrarlo, te traemos un platillo extremadamente Mexicano, en su versión libre de carne. Hoy veremos una receta de pozole vegano.

Para ciertas personas el pozole tiene fama de ser un platillo complicado de preparar, y aún más difícil de lograr que adquiera un buen sazón.

Afortunadamente, esta receta de pozole vegano es más sencilla de preparar que la versión original. Aunque eso sí, debes darle un tiempo adecuado para que todo quede bien cocido y con el sabor deseado.

Como beneficio extra, un pozole vegano nunca usará carne, así que se elimina la dificultad de sazonar y cocer ese ingrediente.

En este caso utilizaremos hongo portobello para crear esa textura de proteína a la que muchos estamos acostumbrados.

Así, nuestra receta de pozole vegano tiene todo el sabor y la consistencia de un pozole tradicional.

¡No te la pierdas!

Recuerda que tenemos para ti una colección de recetas veganas, y cada semana te traemos un platillo diferente.

Datos Generales

  • 2 horas de preparación
  • Salen alrededor de 4 platos bien servidos.
  • 250 calorías por porción.

Ingredientes

En esta receta de pozole vegano usaremos los siguientes ingredientes:

  • 500 gramos de maíz para pozole, precocido.
  • 3 piezas de chile ancho
  • 3 piezas de chile guajillo
  • 1 pieza de chile puya
  • 1 cebolla mediana
  • 5 dientes de ajo
  • 2 hojas de laurel
  • 800 gramos de hongo portobello.
  • Aceite vegetal.
  • Sal y pimienta.

Además, te recomiendo tener a la mano estos otros ingredientes, para sazonar y acompañar tu platillo:

  • 1 lechuga
  • 1 manojo de rábanos
  • Orégano
  • Cebolla picada
  • Limón
  • Chile molido
  • Tostadas

Pozole vegano paso a paso

  1. En una olla grande pon 5 litros de agua.
  2. Pon a calentar el agua, y añade: Todo el maíz, media cebolla, las hojas de laurel, y 3 dientes de ajo.
  3. Deja el agua a fuego alto hasta que hierva, y luego baja a fuego medio. Mantenlo así hasta que los granos de maíz empiecen a reventar (se abren, similar a las palomitas). Tardará aproximadamente 45 minutos.

Mientras coces el maíz, aprovecha para preparar la salsa que le dará color y sazón al pozole.

  1. Lava los chiles y quítales las semillas.
  2. Ponlos en agua hirviendo durante 10 minutos.
  3. Pasado ese tiempo, escúrrelos y ponlos en la licuadora. Agrega una taza del agua en la que hirvieron los chiles.
  4. Agrega también la media cebolla restante, picada para que sea más fácil de moler.
  5. Licúa los chiles y la cebolla. Debe quedar una consistencia pastosa, no demasiado líquida.

Si el maíz ya lleva 45 minutos cociéndose, y ya reventó, está listo para recibir la salsa que acabas de preparar:

  1. Agrega la salsa licuada al caldo del pozole. Mezcla muy bien.
  2. Añade sal al gusto. Comprueba el sazón, y continúa añadiendo sal hasta que te guste el sabor.
  3. Tapa el pozole y mantenlo a fuego medio durante otros 45 minutos. Pon un temporizador, porque faltando 10 minutos agregarás el hongo.

En este punto solo falta preparar el hongo, y dejar que el pozole siga hirviendo:

  1. En un sartén pon a calentar una cucharada de aceite.
  2. Mientras se calienta el aceite, pica en trozos grandes todo el hongo portobello, incluyendo el tallo.
  3. Guisa los trozos de hongo portobello en el aceite.
  4. Agrega sal y pimienta al gusto.
  5. Cuando falten 10 minutos para que se termine de cocer el pozole, agrega el hongo ya picado y sazonado. Continúa cociendo.
  6. Al finalizar el temporizador, apaga el fuego. Ya está listo el pozole vegano.
  7. Sirve y prepáralo a tu gusto. Puedes acompañarlo con tostadas.

Si te has quedado con ganas de conocer más recetas deliciosas, a base de plantas, revisa el siguiente libro:

La dieta a base de plantas para principiantes.

Este libro incluye 75 recetas fáciles y deliciosas.

Y lo mejor de todo es que ¡es completamente gratis! Al menos en su versión digital. Pero es una oportunidad que no te puedes perder.

¡Comparte este artículo!